top of page
Buscar

El problema del género en el currículo peruano (Segunda parte)

Capítulo II La solución

En la publicación anterior delimito cuáles son los matices de este entuerto curricular en relación al género y establezco cuatro conclusiones a modo de resumen:

  1. En realidad no se han establecido mecanismos adecuados de participación familiar.

  2. No existen estudios serios que sustenten las características de la educación sexual, ni las demandas, intereses y necesidades de los actores de la sociedad civil, que permita defender una política pública sobre educación sexual en el Perú.

  3. El problema de la violencia de género, no se relaciona directamente con como "construimos" las nociones de hombre o mujer, sino que se relacionan directamente con la competencia "Convive y participa democráticamente para promover el bien común"

  4. El Currículo Nacional es un documento normativo que se implementa de forma descentralizada en las instituciones educativas, y es deber del sector educativo rendir cuentas a la sociedad civil...

En base a estas conclusiones, intentaré algunas reflexiones, a modo de solución.

Si tanto problema hay con relación a la identidad de género en función a la competencia "Construye su identidad" y siendo que todos los argumentos presentados se relacionan a un problema de tolerancia y ... Cambien el tema de la violencia de género de competencia (Hacia "Convive y participa democráticamente para promover el bien común" y punto). Claro que el tema de la sexualidad como parte de identidad no se resuelve (Volveré a ello más adelante), pero al menos no se abandona el propósito explícito de toda la semántica confusa que se expone en el currículo sobre el género.

Por ello afirmo que no se resuelve el tema cambiando el nombre a la capacidad "Conoce, comprende y valora su sexualidad integral", como lo manifiesta el ministro Vexler (LR 07MAR2018). Lo interesante viene ahora:


Si tanto preocupa la famosa descentralización (que en el Perú a veces pasa por ser un saludo más a la bandera) que el gobierno (especialmente el Ministerio de Educación en alianza estratégica con el Ministerio de Salud, el Ministerio de la Mujer, el Ministerio de Cultura) definan lineamientos de diversificación curricular sobre sexualidad y educación de género y que cada gobierno regional, o escuela en sus Proyectos Educativos definan los elementos pertinentes de acuerdo a la realidad propia de cada región.


En Estados Unidos por ejemplo, la educación sexual no es obligatoria y abarca solo a 22 de los 51 estados (TelesurTv 27AGO2015). Sólo 13 estados obligan a que las enseñanzas estén refrendadas en investigaciones médicas. En general la educación sexual se centra en la abstinencia y no considera temas como la anticoncepción... Si, en Estados Unidos.

Este video es más hilarante, (o escalofriante) de acuerdo a tu propósito

Yo concuerdo con la idea de que la educación sexual es responsabilidad de los padres de familia. También entiendo que ante un desconocimiento de los mismos, o una escasa e insuficiente atención familiar, es responsabilidad del estado promover la educación sexual en las escuelas. Pero no imponerla.


¿No sería más sencillo que cada colegio elaborara su sílabo o su matriz temática y la sometiera a consenso de los padres de familia? ¿Esto no respeta la decisión de los padres de escoger la línea formativa y de participar en el proceso educativo?


Otro tema es la escasa participación de los padres de familia en la propuesta de la política pública. Acaso les han preguntado qué quieren o qué necesitarían que se enseñase a sus hijos, sobre sexualidad, género y todo lo demás. ¿Les han preguntado a los estudiantes, como se hizo en Santiago de Chile (auspiciado por su municipalidad), qué deseaban aprender sobre el tema?

Les aseguro que contra un estudio serio de exploración de los intereses y demandas de los actores educativos nadie puede oponerse, como hace de forma tan radical (y sospechosa) el colectivo Padres en Acción. Si tanto les preocupa, porque el MINEDU no les empodera, para que ellos "participando del proceso educativo" elaboren una Ruta de Aprendizaje sobre la educación sexual que debe enseñarse en casa, y promuevan una política pública orientada a compensar este aspecto de nuestra convivencia, que tanto daño hace a mujeres y otras minorías en nuestro bello país.


La pregunta que me hago mil veces es, por qué razón han apelado, contra el currículo completo. ¿Qué culpa tienen las competencias "Escribe diversos tipos de texto..." y la competencia "Resuelve problemas de regularidad, equivalencia y cambio"? ¿Es qué hay un sesgo ideológico de género en los enunciados (fondo y forma) de las competencias en cuestión?


¿Habrá que constituir un colectivo "Peruanos en Acción" y una iniciativa #ConMiCurrículoNoTeMetas, para que la ignominia no gane por picardía?


Comments


Logo_Condeara
bottom of page